Incluso fuera de las líneas puras del turntablism, Pioneer merece atención en ese mundo de arte y técnica DJ

Echando la vista atrás, no se puede afirmar que Pioneer sea un fabricante centrado en la escena del turntablism. Sin embargo, la marca nipona ha creado algunos productos (especialmente mixers), que han supuesto un antes y un después en lo que hasta ese momento se conocía como tecnología enfocada al turntablism.

Con la reciente presentación de su nuevo buque insignia en esta área, Pioneer DJM-S9, parece un buen momento para desgranar los aportes tecnológicos por el bien del turntablism que el gigante nipón desplegó en los últimos veinte años.

Pioneer DJM-909 (2003), el mixer visionario

El primer mixer dedicado al turntablism creado por Pioneer venía con algunas novedades nunca vistas antes de su fecha de lanzamiento. Entre éstas, una sección dedicada con más de 50 efectos que eran aplicados a través de una pantalla táctil, toda una revolución para la época en la que ni siquiera era habitual ver ese tipo de dispositivos. Por otro lado, su crossfader podría ser reemplazado por los usuarios, algo que muy pocos mezcladores ofrecían en aquellos tiempos.

pioneer_djm-909

Pioneer DJM-707 (2003), a la sombra

El modelo previo, Pioneer DJM-909, cosechó tan buenas ventas que la empresa japonesa quiso aprovechar el tirón y comercializó este Pioneer DJM-707. Aunque similar en su estética, el secular 707 carecía de los efectos que tanto gustaban de su hermano mayor. Dicha carencia, junto a la imposibilidad de cambiar el crossfader, ocasionaron que su acogida fuese mucho más tibia por parte de los adeptos al turntablism.

pioneer_djm-707

Pioneer DJM-T1 (2011), alcance digital

Cuando Pioneer y Native Instruments colaboraban estrechamente en casi todos su productos, se produjo otra revolución: nos referimos a la presentación del primer mixer enfocado al scratching con certificación para su empleo con el software Traktor Pro. Además de integrar un interface de audio, la mayoría de sus knobs y botones enviaban mensajes MIDI a Traktor Pro para controlar algunas de sus funciones más habituales -como ‘Hot Cues’, efectos y controles de transporte. Una vez que Native Instruments presentó su mixer Traktor Kontrol Z2, la popularidad de Pioneer DJM-T1 descendió y, finalmente, Pioneer abandonó su comercialización.

PIONEER_DJM-T1

Pioneer DJM-S9 (2015), el sueño del turntablism

El último bombazo de Pioneer no tiene nada que envidiar a la competencia, con sus dos interfaces compatibles con Serato DJ, ocho pads RGB por cada deck, una sección de efectos ‘Beat FX’ y la posibilidad de personalizar las transiciones o los efectos de Serato DJ a través de sus knobs y botones dedicados. Pioneer DJM-S9 es, en definitiva, un portento tecnológico que desde el día de su presentación ha sido la comidilla entre los fans de la marca y el scratching.

Pioneer DJM-S9_top_pr_low