Continuamos nuestra apasionante Historia De La Música Electrónica donde la dejamos hace unos días tras recordar a Elisha Grey y su Musical Telegraph… Hoy, ante todos vosotros, Thomas Edison y su Phonograph, el primer dispositivo capaz de reproducir sonidos…

Este transcendental desarrollo de Thomas Alva Edison es considerado hoy como el auténtico precursor del vinilo. El primer modelo del Fonógrafo fue mostrado en público el 29 de Noviembre de 1877, y consistía en un tubo vertical de cartón con una fina cubierta de estaño.

Para el registro del sonido se empleaba un transductor acústico-mecánico analógico, dotado de un pequeño estilete o aguja que vibraba arriba y abajo, realizando la grabación a medida que cortaba un surco sobre la cubierta de estaño -de una forma que recuerda a cómo se registra el sonido sobre un disco de vinilo. Evidentemente, esta misma operación en sentido inverso permitía reproducir el sonido registrado.

La primera grabación musical de la historia fue Mary Had A Little Lamb, recitada por Thomas Edison, inspirado inventor y animador de las fiestas a finales de la década de 1880 (aunque aclaremos que Edison no era un DJ… ¡eso llegaría muchos años más tarde!).

Comienzos duros: el primer Fonógrafo suena realmente mal

La lata de estaño era el punto flaco de la máquina, pues ofrecía una rudimentaria calidad de sonido y no duraba demasiado. Enseguida fue reemplazado por un cilindro de parafina a principios de esa década, que demostró ser mucho más resistente. Finalmente, se emplearon cilindros de cera de mayor calidad y consistencia.

Otro inconveniente básico del Fonógrafo se derivaba de que nadie hubiese inventado un micrófono y un amplificador que reforzaran las flojas señales de audio para grabarlas en buenas condiciones. Así, los sonidos debían ser suficientemente potentes acústicamente para provocar la vibración espontánea de la aguja (lo que propició la popularidad de las clásicas recopilaciones Aquí tienes a un tío gritando con toda la fuerza de sus pulmones por encima de una banda de percusionistas).

Los primeros discos y la primera discográfica nacen con el Fonógrafo

Los mentideros de las redes siempre establecen una correspondencia directa en el tiempo con Edison, su Fonógrafo y la venta de discos de música… Pero esto no fue así, no al menos de una forma tan inmediata. Y es que en un principio, Edison intentó vender su máquina como un dispositivo para dictar en la oficina -y eso a pesar de que su presentación del Fonógrafo la hizo con el infame María Tenía Un Corderito

Sin embargo, hacia finales de la década de 1880 (unos tres años después de la disponibilidad del primer Fonógrafo), una de las filiales de nuestro protagonista, Columbia Phonograph Company, tuvo la brillante idea de grabar música contemporánea sobre los cilindros para proceder a comercializarla.

Esa decisión tuvo tanto éxito que pronto se pusieron a competir con el propio Edison, produciendo su propio y barato Graphophone y sus primeras grabaciones comerciales. Por tanto, los primeros “discos” y la primera compañía discográfica nacieron simultáneamente, aunque fue un poco antes de que se tomara en serio a ese concepto. Mientras tanto, había otro montón de gente que estaba pensando en grandes ideas, que seguiremos recordando y homenajeando en nuestra serie. ¡Hasta pronto!

Biografía resumida de Thomas Edison con notas técnicas en el Museo Virtual de la OEPM

Thomas Alva Edison posando junto al fonógrafo (1878, Brady-Handy Photograph Collection - Library Of Congress, EEUU)

Thomas Alva Edison posando junto al fonógrafo (1878, Brady-Handy Photograph CollectionLibrary Of Congress, EEUU)