Los friquis de las hamburguesas también pueden iniciarse a la creación musical

Si tuvieses la oportunidad de visitar un local de McDonalds en Amsterdam, podrías ver que allí no sólo se dedican a comer menús de comida rápida. Y es que quizá con el ánimo de invitar a sus clientes a permanecer más tiempo en sus locales, la famosa cadena de restaurantes tuvo la mágica idea de crear salvabandejas que funcionan a modo de controladores musicales para crear beats.

Basado en un sistema de tintas conductivas que provee 26 puntos de control y capaz de comunicarse con smartphones mediante conectividad wireless, el innovador McTrax permite el disparo de loops en varios géneros musicales, además de aplicar efectos, realizar cambios de tempo o facilitar la grabación de voces.

Como ya te imaginas, la parte fundamental de la acción pasa por la descarga de una aplicación específica que, nos tememos, no sirve para nada si no dispones del salvabandejas que ha de acompañarla. Tampoco es la primera vez que sabemos de un sistema de estas características, pues el concepto de «tecnología MIDI impresa» de la compañía Novalia se remonta al verano de 2015 con una propuesta similar.

El controlador McTrax es una idea promovida por TBWA/Neboko y This Page Amsterdam, aunque es una pena que se trate de un reclamo de márketing local que, de momento, no tiene planes de ser exportado hacia otros países.

OFERTAS DE NUESTROS PATROCINADORES