Brad organiza las acciones de Miraval Studios junto al célebre compositor Damien Quintard

Localizados en la bodega Château Miraval (Correns, Brignoles, sur de Francia), los Miraval Studios acogieron trabajos de categoría internacional a manos de figuras estelares como AC/DC, Judas Priest, Sting, Sade, The Cure, y Pink Floyd –estos últimos para sus sesiones de The Wall. El espacio fue inaugurado por el pianista y compositor francés Jacques Loussier en 1977, aunque ha estado abandonado durante los últimos 20 años.

Por decisión de involucrarse personalmente, la superestrella de Hollywood Brad Pitt y el productor Damien Quintard ganador de un Emmy, están trabajando en el rediseño y la reapertura de tan emblemático espacio. Juntos esperan atender los primeros trabajos de estudio en el verano de 2022.

Un encuentro fortuito seguido con la disponibilidad del estudio

En una situación casi producto del azar, Brad Pitt y Damien Quintard coincidieron en París. El trabajo de Quintard –que incluye referencias de Arca, Parcels, Teodor Currentzis, y Brian Eno– tuvo el interés de Pitt, y juntos decidieron emprender el proyecto de Miraval Studios.

«Cuando nos conocimos en París, conectamos de inmediato», asegura Damien. «Sólo hablamos intensamente sobre sonido, y me quedé sorprendido por la sensibilidad y precisión de Brad en su análisis musical».

Brad Pitt y Damien Quintard en una foto que podría ser histórica en la proyección de Miraval Studios (imagen de Hélène Hadjiyianni)

Las instalaciones están emplazadas en la bodega que ahora es propiedad de Brad Pitt, y al parecer, el nuevo estudio aspira a honrar el recuerdo del pasado, al tiempo que impulsa una nueva era para la grabación. Y lejos de lo que pueda parecer por la categoría de los involucrados, el proyecto forma parte de la visión de ambos protagonistas, quienes no sólo figuran con sus nombres. De hecho, la iniciativa está englobada en una triada, junto a vinos y champagne francés, conocidos en el mundo entero por la estela de seguimiento mediático que genera Pitt.

Preservando lo bueno: Miraval Studios mira hacia el futuro

Respecto al equipamiento, parece ser que muchos de los antiguos sistemas todavía pueden ser aprovechados, de modo que el proyecto renovará dichos equipos; no obstante, en uno de los aspectos determinantes, Pitt y Quintard tienen la firme decisión de instalar una consola principal híbrida analógico-digital, cuyas especificaciones atienden al diseño de ambos.

Dotado de una importante reverberación natural en varios lugares del emplazamiento y con un enfoque abierto hacia cualquier tipo de música, Miraval Studios será reforzado con una instalación completa de Dolby Atmos para incluso gestionar premezclas de Cine y Televisión. Hablamos de un espacio de dimensiones amplias, con un control de 100m2, una sala principal de 320m2, y techos que superan los 7,5m de altura.

Otra fabulosa intención es disponer de una estancia dedicada a sintetizadores añejos. Y no faltan cabinas de grabación y workstations para edición audiovisual, si bien la entreplanta con una vista de todo el estudio, la piscina y una torre conectada para alojar a visitantes, podrían acaparar buena parte de las miradas.

Tras casi dos décadas sin sonido ni música, Miraval Studios está así encaminado a recibir sus primeros usuarios en producciones musicales reales. Tanto el emplazamiento bucólico natural como la relevancia y medios de sus impulsores, casi aseguran un éxito predecible, para el que todavía habrá que esperar unos meses.

Más sobre Miraval Studios
| Sitio web oficial

Recibe GRATIS boletines por e-mail o suscríbete a nuestros canales de YouTube e Instagram

 ¿Tú tienes algo que decir?

OFERTAS DE NUESTROS PATROCINADORES