Recordamos algunos razonamientos, ocurrencias y experiencias vitales del gran hombre que fue Robert Bob Moog, contribuidor impagable al desarrollo del sonido y la música…

Mundialmente adulado por la creación de una versión comercialmente viable del sintetizador –junto a otros inventores, ingenieros y músicos–, el Dr. Robert «Bob» Moog nació en New York el 23 de Mayo de 1934. Desde muy pequeño, desarrolló un interés vital por los instrumentos musicales electrónicos, y cuando tenía 19 años empezó a construir y vender modelos de Theremin junto a su padre que juntos vendieron por 50$ la unidad. Pero el ingenio que le otorgaría un nombre eterno y un sillón de oro en el olimpo de la Música –el sintetizador Minimoog–, fue producto de la inspiración del compositor Herbert A. Deutsch.

«Más o menos en mi tiempo libre, construí dos osciladores y dos amplificadores controlados por tensión, y algún tipo de controlador que podía activar y desactivar los sonidos, así como cambiar el tono y las velocidades de modulación. Podría haber resultado ser sólo como un par de timbres de llamada a una casa. Pero surgió Herb [Deutsch]… y él solo se maravilló cuando escuchó lo que mis prototipos podían hacer. Al final de esa sesión y la siguiente, juntos habíamos llegado a los principios básicos de un sintetizador analógico modular. Pero eso sí, ninguno de nosotros tenía idea de a dónde conduciría esto…». The Rise & Fall Of Moog Music. Keyboard Magazine, Mayo de 1988.

El resto es historia (aquí su timeline), pero siempre tendremos un lugar entrañable para la figura tecnológica y humana de Bob Moog. Cuando te acuerdes de su persona, ten presentes estas frases ocurrentes de un hombre inteligente, visionario y amable como pocos. Felicidades una vez más, Bob, cada 23 de Mayo, allá donde te encuentres…

Bob Moog: Sabias palabras de un ingeniero que dominó las ondas

«Cuando un pianista se sienta y ofrece una actuación de virtuoso, en un sentido técnico está transmitiendo más información a una máquina que cualquier otra actividad humana que involucre [el uso] de maquinaria».

«Parte de lo que hago es un oficio, pero parte de lo que hago es una ciencia. Y creo que el oficio es saber qué ciencia usar y qué ciencia no usar«.

«Todo tiene algo de conciencia, y aprovechamos eso. Se trata de la energía en su nivel más básico«.

«Uno siempre tiene recordar estos días donde tiene el cubo de basura, porque es tan fácil hacer sonidos y juntarlos en algo que parece ser música, pero sigue siendo tan difícil como siempre hacer buena música«.

«Nunca me ha preocupado que los sintetizadores reemplacen a los músicos. Y es que ante todo, tienes que ser músico para hacer música con un sintetizador«.

«Para aquellos de ustedes que usan corbatas, creo que a mi papá le agradaría que se las quitaran«.

«Los músicos siempre inventan cosas que yo no podría imaginar usando mis instrumentos. Puedo tener una idea de si algo sería un buen recurso musical, pero no hago música. Soy un fabricante de herramientas. Siempre es sorprendente lo que alguien como Herbie Hancock, Wendy Carlos o Stevie Wonder pueden proponer. Lo que harán es que, cuando pongas algo nuevo frente a ellos, girarán un par de knobs y escucharán, y de inmediato tendrán una idea de hacia dónde ir. La musa les habla…»

Info relacionada: La historia del sinte Minimoog

 

«Lo que me inspira no es tanto la música sino la oportunidad de interactuar con los compositores. Creo que eso ha impulsado todo lo que hice».

«Estuve construyendo instrumentos musicales electrónicos desde que era un niño».

«En los años 40 y principios de los 50, la construcción de proyectos electrónicos sencillos fue un pasatiempo popular para muchas personas. Por entonces, podías comprar, ya sabéis, algunos componentes y válvulas para construir algo sobre la mesa de tu cocina. Y en realidad, funcionaría…«.

«Otros niños salían, se pegaban entre sí o jugaban al béisbol, pero yo hice electrónica«.

«Soy ingeniero. Me considero un fabricante de herramientas, y los músicos son mis clientes… Usan mis herramientas«.

«He llegado a pensar que los ordenadores son lo más importante que ha pasado a los músicos desde la invención del catgut, y eso fue hace mucho tiempo«.

«Mi formación como ingeniero me ha permitido desarrollar las cosas, pero la razón por la que lo hago no es hacer música, sino por la oportunidad de trabajar con músicos«.

«Todo el mundo encontrará algo mal en el MIDI. No es perfecto, pero ¿y qué? Un piano tampoco es perfecto. Un violín Stradivarius no es perfecto. El punto es que hay tanto útil que todo lo que tienes que hacer es ser un poco listo para descubrir cómo usar estas cosas«.

Info relacionada: La invención del sintetizador Moog

 

Bob Moog y su creación más reconocida, Minimoog

Bob Moog y su creación más reconocida, Minimoog

OFERTAS DE NUESTROS PATROCINADORES