Nos remontamos a los primeros tiempos de las pistas planeadoras en la Escuela de Berlín para descubrir unos cuantos hechos que marcaron el presente de la música con tecnología…

El pionero Edgar Froese y los diferentes compañeros de banda con los que se rodeó en Tangerine Dream siempre fueron unos visionarios de la tecnología. Suya fue la proeza de convencer a un nuevo público con un sonido secuenciado, cósmico y etéreo -regurgitado en los devaneos del Krautrock; al igual que sólo suya fue la aventura de desarrollarse en un mundo de máquinas musicales cuyos usos y aplicaciones ellos mismos nos fueron descubriendo.

Como un pequeño homenaje al tributo de Edgar Froese y en celebración de su memoria, hemos reunido estos hechos anecdóticos que sucedieron en torno a la mítica formación planeadora alemana.

Edgar Froese & Tangerine Dream: 12 acontecimientos apasionantes

1La influencia de Salvador Dalí – Hacia 1967, Froese y algunos de sus primeros colaboradores musicales en la banda The One fueron invitados por Salvador Dalí para un concierto privado -anteriormente, Dalí había sido profesor de Edgar en Berlín. De ese modo, actos de literatura, pintura, expresiones primigenias de multimedia, y otros hechos artísticos se entremezclaron con su música. Es innegable la influencia de Dalí en el sonido y la visión creativa inicial de Froese (1), cuyo influjo puede explicar su famosa frase “En lo absurdo usualmente está lo que es posible artísticamente”.

2El hilo conductor hacia los secuenciadores – Froese era un fascinado de la tecnología, y como tal, intentó introducirla desde el principio en sus ideas musicales. Construyó instrumentos y solía grabar sonidos en cintas de todos los lugares a donde iba para usarlas luego en su música (2). Tenemos que considerar sus primeros experimentos con bucles de cintas y otros sonidos repetitivos en torno a Octubre de 1969 (Electronic Meditation) como una actividad precursora en el empleo de secuenciadores analógicos, una tecnología incipiente por entonces que Froese adoptaría con Tangerine Dream en 1973, cuando estuvo disponible comercialmente.

3Usando otras máquinas – La segunda formación de Tangerine Dream com Edgar Froese, Christopher Franke (que aportó un sintetizador EMS VCS3), Conrad Schnitzler y otros colaboradores fue muy productiva, ofrecieron numerosos conciertos y actuaciones en Televisión –dado que su música se consideraba muy exótica en aquél tiempo (3). Tangerine Dream impartieron un concierto televisivo para guitarra, cello, batería… ¡y 12 máquinas de pinball! Se ofreció como una retransmisión en directo, y originó una ola de protestas públicas (3).

Edgar Froese a los mandos de EMS VCS3

Edgar Froese a los mandos del mítico sintetizador semimodular EMS VCS3

4Apertura masiva hacia el sonido electrónico, pero con detractores – Si en el segundo disco de TD, Alpha Centauri, la aparición del sintetizador tenía una sola referencia (EMS VCS3), en su tercer disco –Zeit (1972)- la banda ya introdujo sonidos adicionales de Moog, Mellotron y un segundo EMS. En este periodo se empezó a gestar el concepto de música cósmica.

En Octubre de ese año (1972), Tangerine Dream fueron contratados en la ciudad bávara de Bayreuth como plato fuerte para un evento de apoyo a un grupo local de blues. Les dieron instrumentos tradicionales como guitarras, batería y bajo, pero Froese y sus compañeros decidieron cambiarlos por su electrónica. Nada más empezar a tocar, el público les tiró todo aquello que estaba a su alcance, y tras 15 minutos, el ruido de la audiencia era mucho más fuerte que la música del escenario. TD se tuvieron que marchar, no les pagaron y aprendieron una lección sobre lo que sería una relación poco atractiva entre su música y su tierra natal (4).

5Auténticos secuenciadores analógicos por pasos – El cuarto LP de la formación planeadora –Atem (1973)- fue adoptado por el locutor británico John Peel como Álbum Del Año. Ese logro y la promoción derivada fueron determinantes para la firma de su contrato con Virgin. La multinacional adelantó una cantidad al grupo a cuenta de las futuras ventas de su próximo álbum, y gastaron todo ese dinero en un sintetizador Moog Modular.

En virtud de dicho contrato, llegaría Phaedra (1974), un paisaje sonoro de 37 minutos que fue grabado en menos de tres semanas y alcanzó el puesto 15 en las listas de UK en una escalada de 15 semanas. El tema que da título al álbum y Movements Of A Visionary se basan en la sustitución del bajo tradicional por secuencias programadas en el secuenciador analógico Moog a manos de Chris Franke. Phaedra fue el primer álbum comercial en cuya grabación intervino un secuenciador y brindó a Tangerine Dream su mayor recorrido internacional, al tiempo que forjó su característico sonido para siempre.

Edgar Froese

6Accidentes felices – La grabación de Phaedra fue emborronada por multitud de problemas técnicos, muchos de ellos debidos a la inestabilidad de la electrónica analógica. Tras 11 días de grabación, el grupo sólo contaba con seis minutos y medio de material acabado; pero todo sufrió un giro inesperado cuando, tras dos días de descanso, Froese registró en una sola toma el segundo tema Mysterious Semblance sobre un Mellotron de doble teclado, con la asistencia espontánea de su esposa Monique sobre un efecto de phasing (5).

El enfoque experimental continuó con ciertas indicaciones de Edgar al ingeniero de grabación: lo que se escucha en el tema de apertura es una prueba, un auténtico ensayo, sin que Franke y Baumann imaginasen que todo estaba siendo registrado. “Lo que ellos no sabían es que yo había dicho al ingeniero que mantuviese la grabación […] Incluso cuando yo toqué la línea melódica, era simplemente una prueba -nadie pensó que eso iría en el álbum”, comentó el propio Froese (5).

El tema se completó con interpretaciones de Mellotron, bajo y flauta, pero las variaciones tonales del Moog debido a las inestabilidades de sus osciladores frente a los cambios de temperatura quedaron plasmadas para siempre, con un desenlace muy feliz: Phaedra entregó a Tangerine Dream el Disco de Oro en siete países, mientras que en Alemania apenas logró vender 6.000 copias.

7De la completa oscuridad a la magia del LÁSER – En 1974, los conciertos de la banda se ajustaban a la compostura de la época: los músicos en el escenario, y poco más. Imagínate, su velada en la catedral gótica York Minster (Reino Unido), el 20 de Octubre de 1975, se celebró en completa oscuridad.

Pero en sólo dos años, Tangerine Dream habían incorporado efectos visuales, imágenes proyectadas con diapositivas, pirotecnia y… LÁSER: su gira norteamericana de 1977 incluyó un show completo de haces de luz, que hoy parece tan normal, pero entonces era una muestra de auténtica Ciencia-Ficción. Edgar y sus compañeros también eran conocidos por sonar demasiado alto -ya ves que les gustaba hacerse notar.

8Co-artífices de los sintetizadores PPG – La compañía de tecnología musical Palm Products Germany (PPG) nació del empeño del teclista y genio alemán de la electrónica Wolfgang Palm. Tras varios años en los que se ganó la vida modificando Moogs e incluso desarrollando su propio sistema de síntesis modular, el bueno de Wolfgang atrajo la atención de Edgar Froese y Chris Franke. Tanto les impresionó el trabajo del joven creador electrónico, que decidieron involucrarse en sus proyectos y le ofrecieron la financiación económica que le permitió fundar la compañía PPG en 1975 (6).

Con la inyección de dinero de los miembros de Tangerine Dream, Palm empezó a experimentar con sus diseños de sintes completamente digitales, con la culminación a finales de 1978 con el mítico PPG Wave Computer 360 -de hecho, Froese hizo un buen uso de dicha máquina en su álbum en solitario Stuntman de 1979… Cómo no, si se había dejado una pasta en la aventura.

Tangerine Dream viajando en tren por Polonia (1975)

Tangerine Dream viajando en tren por Polonia (1975)

 ¿Quieres más? Otras anécdotas de Tangerine Dream 
  • Casi todos los álbumes de TD son instrumentales, pero Cyclone (1978) y Tyger (1987) contienen una profusión de voces con letra. Y casualmente fueron odiados por los seguidores más acérrimos -hoy son piezas codiciadas por los coleccionistas.
  • Fueron una de las primeras grandes bandas occidentales en traspasar con su música el Telón de Acero, tras su concierto de 1980 en el este de Berlín. De hecho, se labraron una enorme popularidad en Polonia durante los primeros años 80.
  • Han influido en la música de Ulrich Schnauss, Radiohead, M83, Kasabian, The Future Sound Of London, Global Communication y Deepspace, entre otros artistas contemporáneos. Tangerine Dream también extendió su impacto a la escuela del trance, con sus colchones de fondo y arpegiadores hipnóticos al estilo de los álbumes Rubycon y Ricochet de 1975.
  • Tangerine Dream compusieron temas o partituras completas para más de 20 películas (Risky Business, Ojos De Fuego, Carga Maldita, entre ellas), y su música ha sido empleada en anuncios, videojuegos y series de TV. Una de sus creaciones más escuchadas, la banda sonora para la popular serie americana El Halcón Callejero (Street Hawk) de 1986, fue lanzada después como parte de su álbum Le Parc.

Edgar Froese, músico electrónico pionero, fundador de Tangerine Dream y único miembro presente en todas sus formaciones, falleció en Viena el 20 de Enero de 2015DEP

 Referencias y fuentes 

(1) Entrevista a Edgar Froese para The Quietus (12 de Marzo de 2010)
(2) Tangerine Dream, Wikipedia (español)
(3) Voices In The Net (vía Wayback Machine)
(4) Voices In The Net (vía Wayback Machine)
(5) Entrevista de Mark Pendergast a Edgar Froese (Tangents, Enero 1994)
(6) Reportaje sobre PPG Wave (Future Music FM41, Junio 2000)