Cuando revisamos especificaciones de diversos modelos de altavoces y micrófonos, solemos encontrar la cifra del SPL máximo, normalmente expresada en decibelios (dB)… ¿Qué significa y qué diferencia puede suponer entre dos productos similares?

La sigla SPL se extrae del concepto en inglés Sound Pressure Level, o Nivel de Presión Sonora, y es una medida de la intensidad acústica. O dicho de otro modo, la intensidad de un sonido depende de la presión del aire que crea la onda sonora. Esa presión se convierte a decibelios, con una referencia concreta, para expresar un valor del SPL.

El nivel de referencia (0dB) es igual a 2 x 10-5 Nm2, una cantidad bastante pequeña. Se emplean los decibelios porque, como el margen de presiones es muy grande, el cálculo logarítmico que supone un decibelio «comprime» ese margen. Como ejemplo de valor SPL, 130dB (también conocido como el «umbral de dolor») establece el punto a partir del cual a una persona normal le duelen los oídos, y 70dB equivale por aproximación al ruido de fondo que hay en una calle bastante concurrida.

SPL relativo a micrófonos

El valor SPL máximo de un micrófono representa el nivel de intensidad a partir del cual comienza a deformarse el diafragma o la distorsión deja de ser aceptable (en otras palabras, el límite físico de ese dispositivo). Un ejemplo: para colocar un micrófono cerca de un bombo necesitas un modelo que pueda soportar altos niveles SPL, así que un micrófono de ambiente no te servirá de mucho. Lo mismo puede decirse de los altavoces, pero en sentido inverso: ¿cuánta intensidad pueden entregar sin que ocurra algo desagradable? Ahí está la clave.

El SPL es un buen indicador aunque, como ocurre con todas las especificaciones, resulta bastante peligroso que bases tu decisión entre dos dispositivos comparando sólo las cifras. Debes tener en cuenta otras consideraciones. Por ejemplo, si el SPL ha sido medido a una determinada frecuencia, ¿cómo sabes si esa medida sirve también para otras frecuencias?

La mejor forma de tomar una decisión es leerse las especificaciones al completo, estudiarse muchos bancos de pruebas y, después, probar tú mismo aquello que te dispongas a comprar, comparándolo con otros equipos parecidos.

 ¿Tienes algo que decir?

Notificaciones de Future Music

Recibe GRATIS boletines por e-mail o suscríbete a nuestros canales de Telegram y YouTube
OFERTAS DE NUESTROS PATROCINADORES