En una entrevista que presentó ayer el programa Thé Ou Café del canal France 2, Jean Michel Jarre dejó escuchar un fragmento de un tema en el que está trabajando. Presumiblemente, dicho extracto pertenecería a un tema que sería incluido en su próximo álbum, y de ser así, ofrecería algunas ideas sobre su orientación. El fragmento recuerda a Oxygène, el álbum más conocido del creador musical francés, lanzado en 1978.

Santi Espejo, un lector de Future Music y seguidor de JMJ a quien damos las gracias por habernos indicado este enlace, opina desde su conocimiento de la obra del internacional francés que el parecido del fragmento escuchado con Oxygène «es lícito, y además es lo que la mayoría queríamos. Es difícil reinventarse muchas veces a sí mismo con éxito, y este músico lo ha hecho más de una vez, un enorme mérito, con cosas como Zoolook. Pero llega un momento en el que, supongo, has de volver a tus raíces para recordar qué es lo que te hace ser quien eres. Jarre estaba empezando a olvidar y a hacer olvidar quien era con lanzamientos como Teo & Tea, su último álbum, que si bien no se puede decir que sea malo, sí lo es desde la perspectiva de toda su carrera».

Como siempre, las ansias comunicativas de Jarre, no dejan escuchar el fragmento en todo su esplendor, pero sí nos enseña el nuevo cerebro que mueve a su espectacular colección de maquinaria analógica -ni más ni menos que Ableton Live, como no podía ser de otro modo.

OFERTAS DE NUESTROS PATROCINADORES