El lugar donde pasas tus vacaciones, probablemente sea una mina de ideas e inspiración…

No hay un mejor momento que el verano para disfrutar de actividades al aire libre, por lo que lanza tu cara al viento, abraza los elementos, y busca nuevos sonidos con estos consejos y herramientas para obtener inspiración musical de tu vida en la playa. ¿Qué puedes encontrar si comienzas a escuchar? Seguro que muchas ideas y material para crear música, cuya disponibilidad ni imaginabas…

Pon tus micrófonos bajo el agua

Las grabaciones con los pies sobre la tierra son un juego, literalmente. Prueba algo nuevo y dedícate a realizar tomas subacuáticas en el mar, equipado con un micrófono submarino – un hidrófono.

hidrófonos: crear música inspirada en la playa

Los hidrófonos se han utilizado para grabar de todo en cuanto a fauna marina, desde gritos de llamada de las ballenas, vocalizaciones de morsa, la alimentación de camarones y colisiones de icebergs, a sonidos internos del cuerpo humano, grabaciones de un sistema de goteo sobre recipientes de porcelana, o quema de brasas bajo el agua. Conecta un grabador de campo y explora las posibilidades que ofrece el mar.

Richard Devine, el reputado diseñador de sonido y productor de música electrónica, incorpora a menudo sus grabaciones de hidrófonos con sonidos que ha creado usando software -una colisión de efectos orgánicos y sintéticos que le han llevado a diseñar bancos de sonido como Mechanical Morphs Sound Effects y The Electronic Music Manuscript, así como el diseño sonoro para Daydream, la nueva plataforma de realidad virtual de Google.

¿Alguna vez te has preguntado por cómo podría sonar una grabación bajo el agua de unas brasas de madera quemándose? Dedica unos segundos a la siguiente grabación de Richard Devine…

Pero los hidrófonos no son algo barato que puedas conseguir en el comercio chino del barrio -aún así, la compañía Aquarian Audio ofrece una selección «asequible» (con precios entre 130 y 170$). Ahí encontramos el modelo H2a-XLR que emplea el propio Devine. Y siempre que te sientas particularmente “manitas”, también podrías hacértelos tú mismo siguiendo las notas de Leafcutter o Audiohack y sus amigos.

Descubre paisajes s0noros desde tu silla de la playa

Si esas opciones de grabaciones bajo el agua escapan de tu imaginación, ganas o posibilidades, es posible que te agrade la idea de «ensuciarte las manos» con una grabadora de vida salvaje. Tranquilo, no nos referimos a que grabes situaciones propias de una vida al borde del abismo, sino de emplear un dispositivo similar al de la imagen que verás un poco más abajo…

Aunque se utilizan principalmente en el campo de la bioacústica con el fin de vigilar la ecología y el comportamiento de los animales, los grabadores de campo para fauna ofrecen una forma alternativa de hallar sonidos naturales e inusuales en tu patio o jardín trasero, y todo sin tener que estar presente. Construidos como dispositivos resistentes a la intemperie, estos registradores se pueden fijar en un árbol o apoyarlos en una duna, y programados para que arranquen su grabación a una hora determinada. Así conseguirás ese murmullo del amanecer estival sin tener que abandonar la comodidad de tu cama.

Song Meter SM4: crear música inspirada en la playa

La compañía Wildlife Acoustics dispone de una plétora de grabadores específicos para animales y software de análisis, donde se incluyen hidrófonos para aguas profundas. Por otro lado y desde Australia, Frontier Labs vende también una línea de productos muy duraderos y resistentes al agua salada. Por descontado, no son para quien tenga problemas cardiacos, porque sus precios de algunos centenares de euros asustan al leerlos -pero qué servicios son capaces de soportar.

Abraza la hostilidad de tu entorno

Aclaremos que las playas no son un lugar ideal para la electrónica, así que abraza la hostilidad del entorno y ten un plan por si en tu ambición acabas rompiendo o estropeando algún equipo. Lo más recomendable es pulular en tiendas de segunda mano, o con tiempo y previsión, aprovisionarte en Amazon o AliExpress comprando productos electrónicos baratos, incluso grabadoras de cassette -¿y por qué no, verdad?

Consigue esos tono de un micrófono sobre la arena y el agua salada salpicando la cinta. A veces, los sonidos de baja fidelidad son geniales, y esas imperfecciones de la playa podrían imprimir un carácter a tu música que no lograrías de otro modo.

¿Entonces, a qué esperas? ¡Es el momento! Toma tus hidrófonos, grabadores de vida salvaje, esa electrónica baratucha o de segunda mano, y sal a ver qué sonidos encuentras. Y si se te agotan las ideas, siempre puedes probar con botellas de refrescos y flautas de madera.

Para obtener más información sobre Devine y la forma en que utiliza la naturaleza como fuente de inspiración, echa un vistazo al artículo de EliptikRichard Devine: Reteniendo la maestría por las máquinas en la faz de la singularidad (inglés). Y echa un vistazo a su cuenta en SoundCloud para escuchar más grabaciones salvajes.

OFERTAS DE NUESTROS PATROCINADORES