Cuatro trucos de producción para lograr sintes más gruesos, épicos y enormes

Quizá tienes una melodía pegadiza o un buen gancho para tu tema, pero no acabas de darle ese enorme sonido de las producciones más comerciales -te damos cuatro trucos de producción para engrosar tus sintes…

Cuatro trucos de producción para lograr sintes más gruesos, épicos y enormes

En el excitante panorama musical actual, “grande” es a menudo mejor, debido en parte a la carrera constante de la llamada loudness war (guerra del volumen). Sonidos de sinte grandes, enormes y “en-tu-cara”, recorren las pistas de casi cualquier género que quieras mencionar, listos y preparados para sumergirte en un océano sintético sonoro.

Transformar una sencilla y simple melodía de sintetizador en algo que haga temblar tus altavoces parece una ardua tarea en un principio. Con este tutorial, sin embargo, te enseñaremos cuatro prácticos y fáciles trucos de producción a seguir para reforzar tus sonidos de sintetizadores, pasando por técnicas que darán profundidad, amplitud y espacio a tus patrones, líneas y solos, ¡convirtiéndolos en voluminosos monstruos sonoros que rujan a lo largo de tus producciones!

Trabajaremos con una mezcla de plugins, softsintes y MIDI, ofreciéndote herramientas con las que lidiar en diferentes situaciones de producción. ¡Vamos a por todo ello!

Creando capas, 1ª parte: adéntrate en la madriguera

La primera orden del día es quizá la más obvia: ¡capas y más capas! Acumular y apilar tus sonidos de sinte es una manera de asegurarte el camino al cielo sintético, pero teniendo algunos puntos e indicaciones en mente antes de empezar, tus resultados serán mejores e inmediatos.

El truco más fácil de poner en práctica y que es de manual: apila tus líneas de sinte en octavas. En su forma más sencilla, este truco consiste simplemente en duplicar tu línea de sinte y subir o bajarla (o ambas cosas) en octavas. Si tu sintetizador tiene capacidades multitímbricas (como Massive o Sylenth1) entonces es mucho más fácil –tan sólo copia tus notas MIDI y muévelas en rangos de octava.

En caso contrario, necesitarás duplicar la pista de tu sintetizador plugin y cambiar las notas MIDI octava arriba o abajo en cada una de las copias adicionales. Este método tiene el beneficio extra de permitirte procesar cada sintetizador por separado.

En este momento, es importante darse cuenta de que añadir más voces en octavas, dará a tu melodía un sonido algo diferente, y queremos hacer que el énfasis permanezca en la melodía original –¡hay que dar la impresión de un único y compacto sonido de sintetizador, a pesar de que éste suene genial y enorme!

Para ilustrar esto, escucha primero una melodía sencilla a una sola voz, creada desde un preset de la colección Neon Dream – Massive Retro Presets de Mode Audio, y después escucha la versión con tres voces adicionales apiladas en octavas:

La versión con capas suena realmente enorme, pero no la rige una sola voz. Así que, ¿cómo hacemos sonar cuatro líneas de sinte como si de una sola se tratara? Podemos conseguir esto fácilmente con una sencilla combinación básica de mezcla y filtrado, transformando las copias adicionales de nuestro sinte para que encajen mejor en la mezcla y refuercen nuestra melodía original, dándole cuerpo en lugar de robarle protagonismo.

Las dos voces más bajas son filtradas en modalidad paso-bajo con recortes de 3 y 9dB. La voz más aguda la tratamos con un paso-banda y recortada en 12 dB. El filtrado ayuda a poner cada voz en su propio lugar dentro del espectro, asegurándote que las voces no se entorpezcan entre ellas y la mezcla final sea compacta y realce la melodía original. Así suena el resultado:

¿Resulta una versión mucho más suave y compacta, no te parece? ¡Y todo es el resultado de sólo aplicar un poco de mezcla y filtrado sutiles!

Creando capas, 2ª parte: añade más sintetizadores

La siguiente opción cuando trabajamos con capas de sintes es añadir más patches reproduciendo la misma melodía, pero con diferentes formas de onda sonando a la vez. Eso sí, encontrar sintes y formas de onda que trabajen bien juntos es una elección de gusto personal, pero deberías tener siempre en mente la idea de que todo debe sonar como una sola y única “fuerza” musical, en lugar de diferentes partes melódicas que compitan entre sí.

Con este fin, un truco que nos parece indispensable es enviar todos los sintes que participen en tu melodía a un único canal de bus, y después procesar la señal en dicho canal. La compresión y la ecualización serán los recursos más útiles en principio, y a partir de ahí, vendrá bien cualquier procesamiento que ayude a unificar los diferentes sonidos de sintetizador en una única y sólida voz.

Aquí tienes la misma melodía de sintetizador, pero esta vez creada con cuatro formas de onda diferentes:

Parece que algunos sonidos no acaban de encajar, así que vamos a enviarlos a un solo bus -para hacer esto en Ableton Live, creamos una pista de retorno (‘Crear’ > ‘Insertar canal de retorno’). Ahora cambia la salida del canal del sintetizador a ‘Sends Only’ y sube el volumen de envío de la pista (en la imagen de ejemplo es la tercera caja de envío).

Ahora vamos a divertirnos procesando la señal. Añadimos algo de compresión con un ataque rápido, EQ, algo de saturación de válvulas, un poco de color en graves y, finalmente, un toque de reverb. Todo ello ayuda a empastar las diferentes formas de onda en un solo sonido -así suena el resultado:

Desafina: invierte unas centésimas

El próximo truco que vamos a explorar tiene un efecto mucho más obvio sobre el sonido general, y es uno de los más útiles que puedes usar para crear esos enormes y épicos sonidos de sintetizador: nos referimos a la desafinación de voces.

Esta técnica funciona añadiendo sutiles desafinaciones sobre las diversas voces duplicadas de nuestro sinte, modificando la fase y creando un enorme y amplio sonido en el proceso. Volviendo a nuestro sonido anterior de cuatro voces, podemos conseguir este efecto abriendo y cambiando el tono de cada oscilador unas pocas centésimas en un rango de +/-15. Cuanto más copias de sinte añadas, mayor será el sonido -aquí tenemos un sinte que comporta un total de 12 voces:

Si tu CPU está empezando a resentirse por tantas copias de sinte sonando en paralelo, siempre puedes convertir el patrón a audio -usando la opción ‘bounce’ una vez que lo hayas procesado y mezclado. Podrás repetir este paso tantas veces como necesites, ¡hasta cocinar un jugoso y enorme patrón de sintetizador!

Por supuesto, si andas trabajando con un sintetizador completo como Massive o Sylenth1, entonces dispones de opciones para desafinar en los propios instrumentos, las cuales harán que tu tarea sea mucho más sencilla. En Massive, dirígete a la pestaña ‘voicing’ y sube el número de voces en ‘unison’ -esto simplemente añadirá copias de las tres formas de onda de tu elección a la salida principal del sinte. Necesitarás también incrementar el número total de voces que Massive pueda reproducir si optas por una melodía polifónica.

Lo siguiente, es poner en la casilla a la derecha del deslizador ‘Pitch Cutoff’ una número pequeño como ‘0.10’ -será el valor de cambio de tono en centésimas. Arrastra el deslizador a la derecha para probar (cuanto más a la derecha mucho más dramático será el efecto). Ahora mueve el deslizador ‘Wavetable Position’ hacia la derecha -esto alterará la posición de inicio de cada forma de onda, creando un sonido más grueso y amplio. Movemos un poco el sonido con el panorama para darle amplitud, y así es como suena en conjunto:

Bastante, digamos… ¡Masivo! Y nunca mejor dicho.

Dando amplitud: añádele chorus

La última herramienta que queremos añadir a tu abultada lista es sencilla pero poderosa: ¡el efecto de chorus! Junto a phaserflanger, el chorus trabaja duplicando la señal y manipulando su fase para crear un sonido en movimiento constante. El chorus retrasa ligeramente la señal copiada y de nuevo la mezcla con la original para así conseguir un efecto continuo de cambio de fase. A menudo, el tiempo de retraso –delay-, es modulado mediante un LFO, añadiendo más movimiento al sonido procesado.

Dependiendo del tipo de plugin de chorus o efecto que utilices, tendrás diferentes opciones de procesamiento y parámetros a tu disposición, pero la mayoría de veces dispondrás de un control de delay en milisegundos y un rate en hercios para el LFO. En Ableton Live, podemos poner su plugin de chorus nativo y fácilmente añadir sutiles variaciones de delay y LFO para nuestro efecto:

Este efecto es realmente un as en la manga cuando tratas de crear enormes y épicos sonidos de sintetizador, incluso puedes apilarlos en paralelo para añadir más movimiento al tu sonido. Debido a los retoques en el panorama con Massive, habrás notado que quizá haya demasiado movimiento estéreo en el ejemplo anterior. Si esto no es algo que desees en tu sonido final, puedes utilizar un plugin de amplitud estéreo para hacer que todo esté en su sitio y suene desde una posición más centrada.

En Ableton Live hemos usado el plugin ‘Utility’ para reducir la amplitud estéreo de nuestro sonido, también añadimos algo de compresión para solidificar mejor el conjunto:

Un gran sonido con poco esfuerzo

Y ahí lo tienes, son cuatro métodos prácticos para engrosar el tamaño del sonido en tus sintetizadores sin tener que sudar la gota gorda. Por supuesto, también es posible mezclar y combinar estas técnicas para conseguir mejores resultados, así que en la experimentación, como siempre, encontrarás la mejor respuesta. Hasta la próxima ocasión, ¡y sé siempre creativo!

Este contenido se publica mediante licencia expresa del autor. El texto original en inglés “4 Ways To Create A Bigger Synth Sound” está disponible en el blog Magazine de Mode Audio.