La guitarra es uno de los instrumentos más personales que tienes a tu alcance y, si está bien grabada, una de las mejores adiciones que puedes incluir en un arreglo, del estilo que sea.
Para capturar ese sonido, ya sea acústico o eléctrico, hace falta mucha precisión y atención al detalle; una mínima alteración en el ajuste o la colocación del equipo provocará cambios signifi cativos en el resultado.
No obstante, con un buen uso de tus oídos y algo de experiencia puedes lograr magníficos resultados con muy pocos equipos. Grabar una guitarra acústica no se parece en nada a grabar una guitarra eléctrica, así que debemos tratar cada caso por separado.

Primero, echemos un vistazo a las acústicas. En artículos anteriores de esta serie hemos abordado la elección de una guitarra adecuada y su correcta configuración; sin tales requisitos estarás perdido desde el principio, así que no escatimes tiempo en estas tareas. Debes asegurarte que la guitarra que vayas a usar produce el sonido apropiado para la pista. Si es necesario, alquila una guitarra para una sesión.
Ponle cuerdas nuevas del tipo y calibre adecuados, y comprueba su afinación antes de cada toma. Además, las púas finas generan ataques menos estridentes, así que son ideales para grabar pistas suaves y acompañamientos.
La propia técnica de la púa forma parte del conjunto de herramientas de cada guitarrista, y es posible obtener numerosos sonidos distintos sólo en función de la forma en que agarres una púa y ataques las cuerdas con ella. Muchas acústicas llevan una pastilla o un micro interno, y quizá te interese grabar su salida. Estos accesorios permiten grabar con rapidez pistas rítmicas con acordes y acompañamientos, pero si tu mezcla requiere una guitarra protagonista, no tendrás más remedio que grabarla con micros.
Lo más importante de todo es preparar un gran sonido de guitarra acústica, pues el mejor micro y el mejor previo del mundo sólo podrán capturar lo que les pongas delante, evidentemente.
Recuerda que los agudos son un componente básico del sonido de una acústica, así que para grabarla evita los micros dinámicos (salvo los muy buenos).

Descarga el reportaje original en formato Adobe PDF
4.05MB

Publicado originalmente en Future Music 99

Recibe GRATIS boletines por e-mail o suscríbete a nuestros canales de YouTube e Instagram

 ¿Tú tienes algo que decir?

Hacer Comentario

OFERTAS DE NUESTROS PATROCINADORES