Cualquiera que se tome la programación de ritmos en serio, necesitará un buen arsenal de sonidos de batería y un sampler o caja de ritmos decente. Por suerte, hoy tenemos a nuestro completo alcance multitud de ellos.
Conviene recopilar poco a poco una buena colección de golpes de batería, pues serán los ingredientes que manejarás. Intenta organizar tus samples en dos grupos básicos, uno con samples crudos sin EQ ni efectos, y otro con muestras que hayas procesado de algún modo especial en tus producciones.
Al final, tendrás una librería de muestras a medida con la que forjarás «tu sonido»…

No guardes sólo aquellos sonidos que suenan perfectos tal cual. Otros samples serán útiles como texturas y tonos complementarios, y una de las técnicas que abordaremos será el reforzamiento de sonidos con capas adicionales –por ejemplo, para realzar bombos anémicos con sólidos golpes analógicos, un truco habitual de muchos productores de rock y música electrónica–.

A la hora de diseñar tus ritmos, tendrás que decidir entre programar un sampler o caja de ritmos con datos MIDI, o combinar archivos y loops de audio en las pistas de un secuenciador.
Los dos métodos brindan grandes posibilidades creativas y son usados por los «pro». Algunos juran que el MIDI permite programar de forma más rápida y flexible, así que crearemos algunas variaciones dinámicas mediante el empleo de controladores MIDI.
La elección de un buen sampler de batería es un factor decisivo para aprovechar al máximo tus muestras. Elige uno que ofrezca varias opciones de envolventes y modulación para esculpir tus samples con precisión absoluta.
Entre los mejores están NI Battery, FXpansion Guru y Apple Logic Ultrabeat, el cual ofrece resultados exclusivos gracias a sus funciones de síntesis analógica. Ahora sí, enciende tu sistema ¡y pon en marcha esos ritmos!

Para crear loops con personalidad, primero debes tenerla tú mismo –no dudes en utilizar los medios necesarios para obtener el sonido que quieres, aunque eso signifique saltarte las normas y técnicas convencionales. Así que vamos a tratar de conseguir gruesos y enormes loops de batería como si estuvieran tocados en directo, a partir de un puñado de samples estáticos.
Para lograr más variación en los ritmos, utilizaremos versiones del mismo sample, con pequeños cambios en sus parámetros, lo cual nos permitirá emular una “interpretación” real. Para ello, modificaremos el punto inicial del sample, la envolvente del ampli y unos leves ajustes de la EQ.

El otro ingrediente básico para conseguir loops interesantes lo aportan las técnicas de producción. Las baterías limpias son geniales como punto de partida, pero carecen de personalidad, así que nos dedicaremos a ensuciar, machacar y procesar esos ritmos.

Nuestras armas principales serán la distorsión, que ensuciará el bucle, la reverb para aumentar su tamaño y la compresión que compactará el resultado. La distorsión y la reverb se utilizan para destacar las cualidades tonales de las cajas.
La distorsión suele añadir armónicos para producir ritmos más gruesos y pesados. Para no destrozar el sonido original que nos gusta, basta con añadir un leve “realce”.
La reverb aporta a la batería una sensación de “espacio”, pues reanima los crujidos de la caja y los golpes del bombo.

Por su parte, la compresión exagera los atributos originales de cada sonido, de modo que facilita la percepción de sutiles diferencias de tono y volumen. Una compresión extrema hace que los sonidos pugnen por destacar en la mezcla, lo cual provoca ritmos que “botan” y “succionan” dependiendo del patrón.

El secreto para conseguir grandes sonidos de caja consiste en apilar samples y tratarlos con efectos. Así pues, si no te basta con un solo sonido, ¡añade más hasta encontrar un resultado que te guste! Escucha con atención y no trates de convencerte de que algo funciona si sabes que no es así. A menudo, te sorprenderás de sonidos que se complementan y refuerzan entre sí, para producir una suma mejor que las partes integrantes.

Descarga la primera y segunda parte del reportaje original en formato Adobe PDF
1.32MB + 1.09MB

Descarga los archivos de apoyo
51.4MB

Publicado originalmente en Future Music 114 y Future Music 115

Recibe GRATIS boletines por e-mail o suscríbete a nuestros canales de YouTube e Instagram

 ¿Tú tienes algo que decir?

Hacer Comentario

OFERTAS DE NUESTROS PATROCINADORES